Buscar
19:15h. Martes, 11 de Diciembre de 2018

Quiere incorporar vinos de un segmento medio-alto a su portfolio

Una empresa importadora rusa busca vinos de Rías Baixas

Tres representantes de la empresa importadora rusa SIMPLE han visitado la Denominación de Origen Rías Baixas en busca de nuevas marcas para su portfolio.

Los importadores rusos, en la cata desarrollada en el Pazo de Mugartegui.
Los importadores rusos, en la cata desarrollada en el Pazo de Mugartegui.

Los catadores valoraron 77 vinos en la sede de la D.O. Rías Baixas, el Pazo de Mugartegui. La importadora busca vinos de Rías Baixas de un segmento medio-alto que aún no estén presentes en Rusia. Los tres representantes pudieron constatar la calidad de los vinos blancos de Rías Baixas, así como profundizar sus conocimientos en éstas y otras elaboraciones, precisamente de las cuales llamó especialmente su atención los vinos sobre lías. Dicha cata cumplió todas las expectativas, ya que según sus declaraciones encontraron marcas que a priori pueden encajar en su portfolio.

Rusia es un mercado potencial para la denominación de origen gallega. En 2017 las exportaciones a Rusia alcanzaron los 89.382 litros, un 143,09%  con respecto al año anterior. La directora de marketing de Rias Baixas, Eva Mínguez, explicó que “Rusia es un mercado potencial muy interesante para nuestros vinos, aunque sea un mercado de tintos, en el que como las cifras de exportación muestran vamos aganando cuota de mercado año a año”. Precisamente acciones como ésta “ayudan a  que poco a poco nos vamos haciendo hueco en ese mercado", señaló Mínguez.

La mayor importadora de vinos

SIMPLE es un empresa que factura unos 140 millones de euros anuales y cuenta con una plantilla de 300 empleados, lo que la convierte en la mayor empresa importadora rusa. La compañía ya cuenta en su portfolio con importantes vinos españoles de otras denominaciones de origen a los cuales quieren ahora sumar referencias de Rías Baixas.

En esta jornada de trabajo en el Pazo de Mugartegui estuvieron presentes Sandro Khatiashvili, director de proyectos y Caballero del Vino español, que estuvo acompañado por Elena Yakovleva, manager de categoría de vinos españoles y por Jania Cardoso, manager de producto.