CTAG lideró las pruebas

Nueva demostración pública de conducción autónoma apoyada en tecnología 5G

El puente internacional Tui-Valença ha sido el protagonista este miércoles de la primera demostración pública de conducción autónoma 5G a través de la frontera entre España y Portugal. Las pruebas forman parte del proyecto europeo 5G-MOBIX, que está centrado en el uso de la tecnología 5G en movilidad conectada y automatizada avanzada.
Nueva demostración pública de conducción autónoma apoyada en tecnología 5G
Un shuttle autónomo 100% eléctrico desarrollado por CTAG protagonizó las pruebas en el puente internacional Tui-Valena.
Un shuttle autónomo 100% eléctrico desarrollado por CTAG protagonizó las pruebas en el puente internacional Tui-Valença.

El objetivo principal de 5G-MOBIX es sentar las bases para el despliegue de corredores 5G, brindando informaciones sobre la capacidad y cobertura 5G necesarias para responder a las demandas de los vehículos automatizados conectados. El segundo es dar un fuerte impulso al desarrollo de oportunidades de negocio en torno a 5G para servicios y aplicaciones CCAM. “Creemos que dichos servicios contribuirán a mejorar la seguridad vial, la eficiencia de la gestión del tráfico y la comodidad de conducción, así como a la reducción de las emisiones de carbono. El mercado único de la UE se beneficia de un transporte transfronterizo fluido, mientras que, al mismo tiempo, la conectividad sufre interrupciones al cruzar las fronteras”, afirmó Coen Bresser, coordinador del Proyecto 5G-MOBIX.

Las demostraciones realizadas revelan el impacto de las soluciones probadas en diversos escenarios de una ruta fronteriza dinámica y caracterizada por la baja latencia y la continuidad del servicio proporcionado por la red 5G.

En el puente internacional Tui-Valença, con el shuttle autónomo 100% eléctrico desarrollado por CTAG, se presentaron dos casos de uso principales: la adaptación de velocidad, donde la lanzadera autónoma reduce la velocidad o se detiene para evitar a un peatón gracias a la información proporcionada por la infraestructura y la red 5G; y la conducción remota en una situación crítica, donde el vehículo cede el control a un operador para que conduzca remotamente desde el centro de control.

Las pistas de CTAG (Centro Tecnológico de Automoción de Galicia) también acogieron pruebas en vivo en el marco del proyecto 5G-MOBIX. En concreto, se realizaron pruebas donde un vehículo autónomo, en tránsito junto a vehículos no conectados, recibe, a través de 5G, información de la posición de los vehículos en las vías de tránsito principales (por ejemplo, en una autopista), predice sus trayectorias y adapta la velocidad para una maniobra de incorporación segura.

Otras pruebas se centraron la actualización de mapas en tiempo real: cuando el vehículo autónomo recibe información desde el centro de gestión de tráfico sobre las obras en la calle; la unidad de abordo del vehículo recibe la información, la compara con su propio mapa y concluye que su mapa interno está desactualizado. En ese momento, avisa al conductor para que tome el control y comienza a registrar la información captada por los sensores. Una vez superadas las obras, el vehículo sigue su camino, en modo autónomo, y la unidad de abordo envía los datos registrados por los sensores, vía 5G, al Centro ITS, que procesa todo y genera un nuevo mapa en HD. Este nuevo mapa es enviado por la red 5G a los vehículos cercanos para que puedan adelantar las obras de forma autónoma.

Según expuso Francisco Sánchez, director de Electrónica y Sistemas Inteligentes de Transporte de CTAG, “las pruebas realizadas en el marco de 5G-Mobix muestran los avances conseguidos con la tecnología 5G aplicada a la Movilidad Conectada y Automatizada en entornos transfronterizos. CTAG está orgulloso de haber sido el líder de las pruebas entre España y Portugal y del papel que pudo desempeñar el shuttle eléctrico, autónomo y conectado en este proyecto”.

Cerca de cien técnicos y representantes de los distintos socios del proyecto asistieron a la presentación de los resultados del proyecto 5G-M y a las pruebas en vivo.

Comentarios
Nueva demostración pública de conducción autónoma apoyada en tecnología 5G