Promovida por Clusaga y Xunta de Galicia

Una oficina técnica promoverá proyectos del sector alimentario alineados con Next Generation

El Clúster Alimentario de Galicia (Clusaga) y la Xunta de Galicia acaban de poner en marcha la Oficina Técnica de Apoyo al Programa Next Generation Galicia Food, una herramienta que nace para impulsar la recuperación y la transformación del sector de alimentación y bebidas a través de la movilización de proyectos en el marco del Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia vinculado a los fondos Next Generation.
Una oficina técnica promoverá proyectos del sector alimentario alineados con Next Generation
Presentación en Santiago de la
Presentación en Santiago de la Oficina Técnica de Apoyo al Programa Next Generation Galicia Food.

El acto de lanzamiento, que tuvo lugar este viernes en la Cidade da Cultura, fue presidido por Francisco Conde, vicepresidente segundo y conselleiro de Economía, Empresa e Innovación, y contó con la intervención de Juan José de la Cerda, presidente de Cluster Alimentario de Galicia (Clusaga) y Fernando Guldrís, director del Igape. Esta presentación vino seguida de una reunión de trabajo en la que participaron representantes de algunas de las empresas gallegas más destacadas del sector.

Durante el encuentro, participaron, de forma mixta - presencial y virtual - representantes de ANFACO, Cafés Candelas, Venía Costera, Congalsa, Coren, Gupo Calvo, Ceamsa, Gadisa, Galacteum, Hijos de Rivera, Jealsa, Grupo Lence, Larsa, Martín Códax y Vegalsa, entre otros, mostrando su interés y compromiso en establecer sinergias para generar proyectos tractores capaces de transformar el tejido industrial y el sector alimentario de Galicia.

Programa Next Generation Galicia Food

Los fondos Next Generation EU destinan 140.000 millones a España, y serán distribuidos en convocatorias competitivas a las que concurrirán los mejores proyectos a nivel estatal. En particular destaca el Proyecto Estratégico de Recuperación y Transformación Económica (PERTE) de la cadena agroalimentaria inteligente y sostenible, que previsiblemente será aprobado a principios del año 2022 para el desarrollo integrado de la cadena de valor. El objetivo es facilitar el acceso a alimentos sanos, seguros y sostenibles, que cubran las necesidades de la población. Para lograrlo, el PERTE agroalimentario se estructura en tres procesos transversales: la trazabilidade y seguridad alimentaria; la sostenibilidad y competitividad y, por último, el desarrollo de nuevas tecnologías, servicios y productos.

En este contexto y para impulsar la competitividad del sector alimentario gallego, Clusaga diseñó el Programa Next Generation Galicia Food, "un gran proyecto integrado e integrador del sector para transformar el tejido empresarial mediante una transición tecnológica, digital y ecológica, basada en la innovación y en la generación de empleo de calidad, y que sirva de mecanismo de anclaje duradero en el territorio", en palabras de Juan José de la Cerda, presidente de Clusaga.

Según el vicepresidente económico, Francisco Conde, Galicia cuenta con una "candidatura sólida" para el PERTE, con proyectos que suman una inversión de 1.000 millones de euros y que pueden suponer la creación de 4.000 empleos, apuntando que estas iniciativas abarcan toda la cadena de valor de la industria agroalimentaria, desde la agricultura, la gandeiría y la pesca, hasta la logística externa y la distribución, incluyendo la transformación, y favoreciendo especialmente a las pymes. El objetivo es consolidar el rural a través de una verdadera cohesión social y territorial. "Vamos a trabajar conjuntamente en esta colaboración público-personal que entendemos que es la mejor manera de utilizar los fondos europeos a cara descubierta a futuro", declaró Francisco Conde.

Para desarrollar este programa, Clusaga y la Xunta de Galicia impulsan esta Oficina Técnica, que llevará a cabo a catalización de la creación de consorcios y el planteamiento de proyectos en las distintas convocatorias, maximizando las posibilidades de éxito en la captación de fondos. La vigilancia y difusión de los programas del Plan de Recuperación, la identificación de oportunidades y definición de proyectos tractores, o la asistencia y soporte a las entidades en la preparación, tramitación y presentación de propuestas, son otras de las actividades de la oficina.

Situación del sector alimentario en Galicia

El sector alimentario de Galicia genera un Valor Añadido Bruto (VAB) anual de unos 4.070 millones de euros, el 7,2% del PIB, y 103.000 puestos de trabajo, el 9,2% del empleo total, y que aún tiene potencial de desarrollo e incremento del valor añadido. La industria, por su parte, destaca por la evolución positiva de sus números, llegando la 9.790 millones de euros y más de 34.000 empleos en el último año cerrado. Entre las más de 2.500 empresas que la integran, predominan las pymes, de las que destaca su dispersión como elemento llave de la vertebración territorial de Galicia.

Se trata de un sector fundamental para la economía gallega, y uno de los sectores estratégicos más importantes del país, agrupado mayoritariamente en el Clusaga, con el objetivo de "contribuir al fortalecimiento, potenciación, crecimiento sostenible y mejora de la competitividad y de la internacionalización del mismo", segundo indicó el presidente del clúster.

La visión de Clusaga es articular una estructura organizada del sector alimentario gallego, integrando a las empresas en procesos de cooperación y estableciendo las bases para acciones conjuntas que permitan conseguir un crecimiento significativo y sostenible, dado su alto potencial.

Comentarios
Una oficina técnica promoverá proyectos del sector alimentario alineados con Next Generation