El proyecto opta a fondos europeos Next Generation

El biometano generado por el centro de economía circular de Meirama cubrirá 7% de la demanda gallega de gas natural

El vicepresidente primero y conselleiro de Economía, Industria e Innovación, Francisco Conde, y el conselleiro de Medio Rural, José González, mantuvieron un encuentro con Reganosa, Repsol y Naturgy, que, junto con la Sociedad Impulsa y la Xunta, promueven en Meirama el futuro centro de economía circular para la producción de biogas y fertilizantes a partir de residuos ganaderos.
El biometano generado por el centro de economía circular de Meirama cubrirá 7% de la demanda gallega de gas natural
El conselleiro de Medio Rural y el vicepresidente primero de la Xunta (izq.) con representantes de las empresas Naturgy, Reganosa y Repsol y de la Sociedad Impulsa.
El conselleiro de Medio Rural y el vicepresidente primero de la Xunta (izq.) con representantes de las empresas Naturgy, Reganosa y Repsol y de la Sociedad Impulsa./C.PAZ.

Según declaró el vicepresidente primero de la Xunta, Francisco Conde, el proyecto que promueven las empresas Reganosa, Repsol y Naturgy, con el apoyo de la Sociedad Impulsa y de la Xunta, para transformar excedentes de purín y otros residuos en biometano y fertilizantes orgánicos, incrementará la autonomía energética de Galicia y las oportunidades laborales, especialmente en las zonas rurales. Además, la iniciativa permite demostrar como la colaboración público-privada permite la generación y el desarrollo de propuestas que mejoran las capacidades industriales de Galicia, resaltó el conselleiro de Economía, Industria e Innovación.

El proyecto, que supondrá una inversión de 146 millones de euros en la primera fase, destaca por su componente innovador, su beneficio ambiental, el apoyo al rural, y por estar enmarcado en el reto de la transición energética. La iniciativa cubriría con biometano un 7% de la demanda gallega de gas natural de importación.

En ese sentido, el vicepresidente económico de la Xunta destacó el papel que desempeña la Sociedad Impulsa. Junto al de Altri, este es el segundo proyecto madurado y desarrollado al amparo de esta entidad público-privada creada con la función de identificar propuestas y consolidarlas como iniciativas viables.

La previsión de los socios promotores es iniciar el próximo mes de noviembre las labores de ingeniería básica. Se trata de una de las grandes propuestas con las que Galicia opta a los fondos europeos Next Generation, y por eso la Xunta espera que de una vez por todas el Gobierno muestre su implicación con este proyecto, que es también uno de los proyectos seleccionados a poder participar en las convocatorias del Fondo de Transición Justa.

Por su parte, el conselleiro del Medio Rural, José González, destacó que este proyecto de economía circular que busca transformar excedentes de purines y otros residuos en biometano y fertilizantes orgánicos garantizará en todo momento la disponibilidad para los ganaderos de las excreciones ganaderas necesarias para fertilizar sus tierras de manera sostenible, así como la viabilidad económica de sus explotaciones.

Red integral de tratamiento de residuos ganaderos

En su intervención, José González concretó que se prevé instalar en Meirama la primera planta de digestión anaerobia que produzca gas renovable a partir de excedentes de excreciones bovinas, porcinas y avícolas mezcladas con otros residuos del sector agroalimentario. A mayores, se implantarán cinco centros de pretratamiento asociados la esta planta que se repartirán en una primera fase por las provincias de A Coruña y Lugo teniendo en cuenta la distribución de las explotaciones gallegas, con la idea de ampliar el proyecto de economía circular también a Ourense y Pontevedra, estableciendo así una red integral de tratamiento de los excedentes de excreciones ganaderas, acercando la iniciativa a los lugares en los que existe carga ganadera.

El titular de Medio Rural añadió que la ejecución de esta iniciativa contribuiría -además- al cumplimiento de la nueva legislación medioambiental europea sobre protección del suelo agrícola y control de efluentes, así como de nutrición sostenible de suelo agrario, y daría solución a cuestiones recurrentes en la gestión y almacenamiento de excreciones ganaderas.

González anunció que en próximas fechas comenzará una ronda de reuniones con cooperativas, asociaciones de ganaderos y organizaciones agrarias para explicarles el proyecto buscando siempre la viabilidad de las explotaciones gallegas.

Comentarios
El biometano generado por el centro de economía circular de Meirama cubrirá 7% de la demanda gallega de gas natural