La cifra más alta desde que hay registros

La industria de la madera facturó más de 2.500 millones de euros en 2021

La industria forestal gallega recuperó en 2021 la senda de crecimiento, con más de 2.500 millones de euros de facturación conjunta, la cifra más elevada desde que hay registros (2006), según el informe "La cadena forestal-madera de Galicia"; elaborado por la Axencia Galega da Industria Forestal y la Escuela de Ingeniería Forestal de la Universidad de Vigo. 
La industria de la madera facturó más de 2.500 millones de euros en 2021
Presentación del estudio sobre la industria forestal gallega en 2021./DUVI.
Presentación del estudio sobre la industria forestal gallega en 2021./DUVI.

En la presentación de este informe, el coordinador del informe y director de la Escuela de Ingeniería Forestal, Juan Picos,  incidió en el escenario de "incertidume" al que se enfrenta al sector en un contexto marcado por la subida de precios, tanto de la materia prima cómo de la energía, que hacen necesario poner el foco en la importancia "do desenvolvemento do valor engadido e dos mercados locais".

El informe se presentó en un acto en el Pazo de Quián, en Boqueixón, que se cerró con la intervención del conselleiro de Medio Rural, José González, quien destacó la contribución de la cadena monte-industria al PIB gallego, que cifró en cerca del 1,6%, así como que este sector supone cerca del 12% del empleo industrial, con 24.500 puestos de trabajo directos. Junto a González y Picos, el acto contó también con las intervenciones de Jacobo Aboal, director de Xera; José Luis Chan, director xeral de Planificación e Ordenación Forestal, y José Antonio Campo, director xeral del Instituto Galego de Estatística, responsable de los indicadores estadísticos y del análisis sociodemográfico de los solicitantes de aprovechamientos forestales presentados también en la jornada. 

El conselleiro anunció que el próximo año Medio Rural empezará a redactar un Plan Estratégico de la industria forestal-madera. El plan responde a una demanda del sector, en el sentido de alinear el Plan Forestal de Galicia (que está especialmente orientado hacia el recurso, la madera) con las necesidades de la industria (más enfocadas en el producto).  

Crecimiento de las exportaciones

Tras facturar cerca de 2.000 millones de euros en 2020, un año en el que, como recuerda Picos, el covid-19 obligó a la industria forestal gallega a permanecer parada cerca de un trimestre, la cadena forestal y de la madera generó cerca de 2.500 millones de euros, de los que 1.115 corresponden a la industria del tablero y de la pasta de papel, 542 a las empresas dedicadas a la segunda transformación, 448 a los aserraderos, 473 a los rematantes y 82 a la biomasa. Asimismo, las estimaciones incluidas en este informe para 2022 sitúan la facturación total de la industria en cerca de 2.900 millones, previendo crecimientos en todos los sectores. 

Del mismo modo, el informe señala también un crecimiento de las exportaciones, que en el 77% de los casos tenían como destino otros países de la Unión Europea. En 2021, Galicia exportó en ese sentido cerca de un millón de toneladas de madera en bruto, cifra que se prevé que aumente en el presente ejercicio. Asimismo, la industria gallega concentró en 2021 el 33% de las exportaciones de madera y el 27% de las de pasta de papel del conjunto de España. 

"En 2020 tivemos unha baixada que se correspondía co trimestre no que a industria estivo parada, pero recuperouse rapidamente e tanto en 2021 como en 2022 fabricouse moito", explicó Picos, que incide en la necesidad de tener en cuenta de que estos datos se enmarcan en un contexto de "suba de prezos" que hace prever también ciertas "incertidumes" a futuro. En ese sentido, el director de la Escuela de Ingeniería Forestal del campus pontevedrés apuntó que en los últimos meses la industria ha visto subidas de precios tanto en la materia prima como de la energía, pero también los de sus productos. "A pregunta é durante canto tempo se manterá isto?, concluye el investigador, quien, en este contexto, pone el acento en la importancia que tendrá para la industria generar productos "cun maior valor engadido" así como su diversificación y la potenciación del mercado local.

De hecho, el informe permite ya observar algunas "tendencias máis a longo prazo" en esa dirección, reconoce Picos, que incide por ejemplo en el hecho de que en 1995 las exportaciones de mobiliario representaban sólo el 5% del total, mientras que estas se situaron el pasado ejercicio en el 22%, sin que se registrara un descenso en la cuotas de mercado de la madera y productos manufacturados, que representaron el 58% del total, y de la pasta de papel, que supuso el 20% de las exportaciones."Esta é unha visión positiva dos últimos 30 anos, no que houbo un esforzo, obrigado pode ser que polas políticas, pero tamén polos mercados, para ir xerando máis valor engadido”, destaca. 

Aumento de las talas

En el primer eslabón de la cadena, en 2021 se registró también un incremento de las talas de madera en los montes gallegos, que crecieron cerca de un 10% para situarse en los 9,5 millones de metros cúbicos. Cerca del 59% corresponden al eucalipto, del que se cortaron cerca de 5,6 millones de metros cúbicos, frente a 3,7 millones de metros cúbicos de pinos, un 15% más que el ejercicio anterior, y 232.187 metros cúbicos de otras especies de árboles frondosos caducifolias. 

 El estudio presentado en esta jornada por Picos señala asimismo la "desigualdade entre concellos" en este ámbito, cerca del 50% de las talas realizadas en Galicia el pasado año corresponden a solo 50 municipios. Al frente de esta lista se sitúa Ortigueira, ayuntamiento en el que se cortaron el pasado año 239.654 metros cúbicos de madera  y más de 900.000 en los últimos cuatro años. Junto a este municipio coruñés, sólo otros tres ayuntamientos, A Fonsagrada, Lugo y A Pontenova, superan los 500.000 metros cúbicos de madera cortada entre 2018 y 2021.

Comentarios
La industria de la madera facturó más de 2.500 millones de euros en 2021