JORNADA DE ANÁLISIS DEL COMERCIO EXTERIOR GALLEGO

Galicia, una de las comunidades más expuestas a la recesión de los mercados europeos

Los datos de comercio exterior de 2018 en Galicia han sido muy buenos, con récord de exportaciones y un superávit comercial superior a 3.800 millones de euros, pero un análisis pormenorizado de los mismos revela deficiencias que podrían pasar una onerosa factura al comercio exterior gallego en un futuro.

Galicia, una de las comunidades más expuestas a la recesión de los mercados europeos
Concentración de destinos, bajo número de empresas exportadoras y pequeño tamaño de las mismas, principales problemas del comercio exterior gallego.
Concentración de destinos, bajo número de empresas exportadoras y pequeño tamaño de las mismas, principales problemas del comercio exterior gallego.

Así se ha concluido en una jornada sobre el comercio exterior gallego organizada por el Círculo de Empresarios de Galicia, ICEX y Abanca, con la participación de Zona Franca de Vigo y Zendal, .

Círculo e ICEX se han propuesto crear un grupo de trabajo que centrará su actividad en dos de los grandes problemas de nuestro comercio exterior: animar a diversificar mercados, y ayudar a las empresas a formarse y estructurarse internamente para salir al exterior y así incrementar la base de firmas exportadoras regulares.

Del mismo modo, el grupo apostará por consolidar cadenas de valor que proporcionen un saldo comercial estructurado, y por propiciar alianzas, consorcios de exportación o agrupaciones de interés que palien uno de los graves problemas de la economía gallega: el tamaño.

Concentración de mercados destino

En cuanto a las estadísticas de exportaciones de enero de 2019, si bien podrían ser coyunturales o puntuales, pueden estar dando una primera voz de alerta, expusieron los expertos que participaron en esta jornada. Galicia fue la comunidad española en la que más cayeron las exportaciones en enero, un 26,2 %. Los sectores que más sufren este descenso son textil (los 312 millones de euros de este primer mes suponen un 52% menos que en enero de 2018) y automoción (390 millones, un 19% menos); también aluminio (47 millones, un 13% menos) y combustibles minerales (42 millones, una disminución del  76%). Un dato clave para entender esto es que, aunque el volumen de las exportaciones gallegas representa el 8% del total español, solo 3 de cada cien empresas españolas que exportan son de Galicia.

El análisis del comportamiento de los principales clientes de las empresas gallegas permite, sin embargo, hacer otra lectura: han caído significativamente las ventas a Alemania (36 %), Francia (32 %), Reino Unido (29 %) e Italia (28 %).

Los datos cobran especial valor si tenemos en cuenta que la Unión Europea concentra más del 78 % de nuestras exportaciones, y que los países citados anteriormente junto con Portugal representan el 55% de las mismas.

Es de destacar que Galicia es una de las comunidades más expuestas a la recesión de los mercados europeos, y que la tendencia en los últimos años ha sido el incremento de dicha concentración, que está ya muy por encima del grado de otras comunidades españolas. Del ranking de las diez principales exportadoras de España, Galicia (junto con Castilla y León) presenta el mayor porcentaje de dependencia de ventas a la UE (78%), muy lejos de las comunidades más dinámicas: Cataluña, Madrid, Andalucía y Comunidad Valenciana tienen como media catorce puntos menos de dependencia de la UE que Galicia.

Frente a estas cifras, la procedencia de los proveedores de las empresas gallegas ha registrado una evolución inversa: en el mismo periodo las importaciones de Europa han pasado del 65 al 60 %, mientras que se han incrementado las de África (del 10,4 al 13,7), América (del 12,8 al 14,2) y de Asia (del 11,5 al 12,4).

Entre las razones que pueden explicar la concentración de las exportaciones gallegas en Europa, los expertos citaron la cultura empresarial gallega y los aspectos regulatorios, además de la proximidad geográfica.

Pero la posible recesión de algunos de nuestros principales clientes (Italia, Francia y Alemania)  junto con las previsibles consecuencias del ‘brexit’ ha hecho saltar las alarmas.

Problemas para diversificar mercados

No obstante, las empresas gallegas afrontan principalmente dos problemas a la hora de diversificar destinos: por una parte, el tamaño, y, por otra, la carencia de equipos que gestionen debidamente los procesos de internacionalización y la implicación de las plantillas en los mismos y que se establezcan físicamente en los nuevos mercados, una vez convenientemente analizados.

Son precisamente estos algunos de los aspectos en los que pretende profundizar el grupo de trabajo de ICEX y Círculo, que estará compuesto por expertos técnicos en comercio exterior tanto de entidades públicas y privadas como de los principales representantes sectoriales de la economía gallega. Conscientes de que llevará tiempo y de que no se puede forzar una salida al exterior sin preparación, las dos entidades apuestan por sistemas de cooperación entre empresas, independientemente de que sean competidoras entre sí en Galicia, ya que mercados grandes pueden ser inabordables para una pyme pero posibles para agrupaciones empresariales.

Asimismo, y debido a los problemas que pueden surgir con alguno de los principales clientes de las firmas gallegas, como Reino Unido, la Dirección Territorial de Comercio e ICEX en Galicia, en colaboración con el Círculo de Empresarios, organizará en los próximos meses jornadas técnicas sobre los aspectos que más afectan a las empresas; además, se creará un grupo específico de trabajo sobre el Brexit con el fin de informar a todas las asociaciones y empresas gallegas sobre la situación y el proceso de adaptación que puede convertir la salida del Reino Unido de la UE en una nueva oportunidad.

Comentarios
Galicia, una de las comunidades más expuestas a la recesión de los mercados europeos