Barómetro de Economía del primer semestre de 2020

Los economistas gallegos, optimistas sobre la recuperación económica

El Consello Galego de Economistas ha presentado los resultados de su Barómetro de Economía correspondiente al primer semestre de 2020, en el que se  constata cierto optimismo en cuanto a la recuperación económica de Galicia después de la crisis del covid-19.
Los economistas gallegos, optimistas sobre la recuperación económica
Venancio Salcines, Miguel Vázquez Taín, y María Jesús Freire Seoane.
Venancio Salcines, Miguel Vázquez Taín, y María Jesús Freire Seoane.

Venancio Salcines,  director de la publicación, María Jesús Freire Seoane, directora del estudio, y Miguel Vázquez Taín, presidente del Consello Galego de Economistas, han sido los encargados de exponer lo más destacado del Barómetro de Economía en una rueda de prensa en la Facultad de Ciencias Económicas y Empresariales de la Universidad de Santiago.

Se trata de la primera gran encuesta a los economistas gallegos tras la pandemia, en la que se constata cierto optimismo en cuanto a la recuperación económica de Galicia en los próximos meses.  Eso sí, precisaba la directora del estudio, “los economistas eran muy expresivos en su respuesta; cuando hablaban fuera del cuestionario señalaban que bajo el supuesto de que las condiciones no sean de confinamiento, sino que la situación sanitaria sea la que se está viviendo en finales de junio, primeras semanas de julio”.

Las cuestiones planteadas en el Barómetro de Economía responden a la situación económica gallega, a los factores que afectan a la competitividad, y a tres temas de actualidad: cómo será el crecimiento del consumo doméstico en 2021, las perspectivas de crecimiento de la economía de Galicia de aquí a final de año y la opinión sobre la modificación de la reforma laboral. 

Así, el 63% de los encuestados considera que el ritmo de crecimiento del consumo privado en 2021 será moderado, un 21% opina que será lento, y otro 10% considera que “crecerá con fuerza, pero solo en las zonas más dinámicas de Galicia”, exponía Freire Seoane. Compartía esta impresión el director del Barómetro, Venancio Salcines, aunque alertaba de la falta de inversión privada. “El gran problema ahora mismo no es tanto ver si el consumo crece o no, sino como va a actuar la inversión privada, que es la clave para el empleo, que de momento está muy reacia. Si hablas con los empresarios muchos te van a decir ‘vamos al día’, ‘planificamos de mes a mes’ porque tenemos el problema sanitario”, explicaba Salcines.

Por su parte,  un 28% de los economistas entrevistados opina que Galicia será de las autonomías que alcancen mayor velocidad en su recuperación de aquí a final de año, y otro 43% que la recuperación será igual en Galicia que en el resto de España.  Un 30% prevé, sin embargo, un ritmo de crecimiento inferior al de España. Salcines justificaba esta apreciación de los economistas gallegos en el hecho de que Galicia “ha ha sido la comunidad que ha liderado la salida del confinamiento” y que “la rueda más pinchada (en referencia al turismo, el gran motor del crecimiento de España) no es la que utiliza Galicia para caminar”.

Al respecto de este optimismo, el director del Barómetro añadía otro factor: “la percepción de la población gallega de que estamos mejor a nivel sanitario”, a lo que el presidente del Consello Galego de Economistas, Miguel A. Vázquez Taín sumaba el hecho de que “temos unha realidade económica que se lle está empezando a facer fronte”, en referencia a la aprobación por la Unión Europea del plan de recuperación. “España é unha das principais beneficiadas, 140.000 millóns; para Galicia, facendo unha distribución proporcional por PIB e poboación estamos falando de 8.000 mlllons de euros; moitisima cantidade, ben empregada nos próximos anos pode ser un revulsivo para  economía galega para poder superar as eivas do tecido productivo”.

Reforma laboral

El Barómetro de Economía también pregunta a los colegiados gallegos por una posible modificación de la reforma laboral. El 51,40% manifiesta que toda reforma laboral debería de ir encaminada a desarrollar un marco de una mayor flexibilidad mientras que el 32% opina que la reforma laboral no debería ser modificada en estos momentos, y otro  12% cree que una posible reforma debería desmontar la actual con el objeto de encarecer y dificultar el despido. “Prácticamente el 80% de los economistas gallegos, sea cual sea su trabajo, dice que no la toquemos y si lo hacemos que sea para avanzar en su flexibilidad”, valoraba Venancio Salcines

Por lo que respecta a los factores que afectan a la competitividad, los economistas señalan en primer lugar como el factor más influyente el I+D+i, seguido de la formación y del precio de la energía.

Situación personal de los economistas

Además, los encuestados por el Barómetro fueron preguntados por su situación económica actual en relación a la situación en el año anterior, manifestando el 70% de ellos que su situación actual respecto a hace seis meses no ha variado.

El paro entre los economistas ha descendido en un punto en el último semestre y tan solo alcanza el 5,35%. El desempleo femenino es tan solo un punto porcentual superior al de los varones, reduciéndose la brecha entre géneros, ya que en informes anteriores se situaba seis, siete puntos por encima, precisaba María Jesús Freire.

El Barómetro se ha elaborado a partir de entrevistas a 356 economistas colegiados de toda Galicia realizadas durante las últimas semanas de junio y la primera de julio.

Comentarios
Los economistas gallegos, optimistas sobre la recuperación económica