El complejo proyecta convertirse en un polo multienergético

Repsol presenta a Xunta y Autoridad Portuaria la transformación industrial de la refinería de A Coruña

El vicepresidente primeio y conselleiro de Economía, Industria e Innovación, Francisco Conde, y el presidente de la Autoridad Portuaria de A Coruña, Martín Fernández Prado, han visitado este lunes las instalaciones de la refinería de Repsol en A Coruña. 

Repsol presenta a Xunta y Autoridad Portuaria la transformación industrial de la refinería de A Coruña
El vicepresidente primero de la Xunta y el resto de autoridades junto a los directivos de Repsol en la sala de control de la refinería coruñesa.
El vicepresidente primero de la Xunta y el resto de autoridades junto a los directivos de Repsol en la sala de control de la refinería coruñesa.

Ambas autoridades han recorrido las instalaciones del complejo industrial de Repsol acompañados de Luis Cabra, director general de Transición Energética, Tecnología, Institucional y adjunto al CEO de Repsol, Natalia Barreiro, directora de la refinería coruñesa, Marta Camacho, directora de asuntos institucionales y coordinación de gabinete de presidencia de Repsol, Paula Uría, secretaria xeral de Industria, Gonzalo Trenor, delegado territorial da Xunta de Galicia en A Coruña ,Pablo Fernández Vila, director xeral de Planificación Enerxética e Recursos Naturais y Juan Diego Pérez, director del Puerto de A Coruña.

Francisco Conde, Martin Fernández Prado y sus equipos han conocido durante su visita la estrategia de transformación del complejo industrial coruñés, que apuesta por convertirse en polo multienergético capaz de generar productos de baja, neutra o incluso negativa huella de carbono, consolidando así su papel como agente clave de la transición energética.

El director general de Transición Energética, Tecnología, Institucional y adjunto al CEO de Repsol, ha explicado que “para abordar este proceso de transformación industrial, Repsol se apoya en cuatro grandes pilares: la eficiencia energética, el hidrógeno renovable y la captura y uso de CO2, así como la economía circular, con la digitalización y la innovación como herramientas fundamentales”.

El vicepresidente primero y conselleiro de Economía, Industria e Innovación, Francisco Conde, resaltó “o compromiso de Repsol coa transición enerxética en Galicia pola disposición a liderar proxectos asociados á cadea de valor industrial do hidróxeno e a mobilidade sustentable”. “É unha demostración de como Repsol está lendo esta transformación industrial e enerxética en clave galega”, afirmó, aludiendo a la “vocación de circularidade” de las iniciativas que la compañía tiene en marcha en este momento en la planta de A Coruña.

Por su parte, Martín Fernández Prado, felicitó a Repsol por su estrategia vinculada a las nuevas fuentes de energía, que está completamente alineada con el proyecto “A Coruña Green Port”. Fernández Prado indicó que iniciativas como las que tiene en marcha la multinacional española configurarán una reindustrialización del área metropolitana de A Coruña en torno al sector energético.

Además de conocer en detalle las actuaciones y proyectos en marcha, las autoridades y sus acompañantes han recorrido parte de las 150 hectáreas del complejo industrial, pudiendo ver el funcionamiento de uno de los principales motores industriales y económicos de Galicia desde hace 58 años.

Conde, Fernández Prado y el resto de autoridades, también han recibido las explicaciones de distintos trabajadores sobre la sala de control, uno de los puntos neurálgicos de la refinería desde donde se controlan todos los parámetros de operación de las unidades de combustibles que componen el complejo industrial. Además, han sido informados de algunos de los proyectos de transformación que se están desarrollando en las instalaciones para convertirlas en un complejo más eficiente, con un modelo energético descarbonizado y que contribuya al objetivo de Repsol de ser una compañía cero emisiones netas en 2050.

Transformación de la refinería de A Coruña

El complejo industrial de Repsol es uno de los principales motores industriales y económicos de Galicia. En la refinería trabajan cerca de 650 personas que desempeñan su actividad en puestos cualificados y especializados, una cifra que llega a 1.000 profesionales si se tiene en cuenta el empleo indirecto a través de empresas contratistas, y que se aumenta durante los períodos de parada, pudiendo aumentar entre 500 y 1.500 personas más. Asimismo, el tejido empresarial y la influencia en el entorno económico y social, amplía a 3.000 empleos inducidos.

Por ello, para garantizar su papel como motor industrial y económico en Galicia y de agente clave de la transición energética, la refinería se encuentra inmersa en una transformación industrial que apuesta por el futuro de las instalaciones coruñesas y que gira en torno al incremento de la producción de biocombustibles y otros productos de menor huella de carbono, la producción de hidrógeno renovable y modificaciones en unidades e implementación de nuevas tecnologías para reducir emisiones CO2. En estos momentos hay varios proyectos en estudio, tanto para producir el hidrógeno renovable que necesita la refinería de A Coruña como para otros tipos de actuaciones de descarbonización.

La compañía ha invertido en los últimos años en A Coruña más de 200 millones de euros en proyectos de transición energética que están destinados a la reducción de emisiones, el aumento de producción de biocombustibles, la mejora de la competitividad con nuevos productos y el proyecto de traslado de los tráficos de crudo al Puerto Exterior de Langosteira.

Comentarios
Repsol presenta a Xunta y Autoridad Portuaria la transformación industrial de la refinería de A Coruña