POR PRIMERA VEZ SE PERMITIÓ LA PRESENCIA TELEMÁTICA EN LA JUNTA GENERAL DE ACCIONISTAS DEL BANCO

Los accionistas de Abanca refrendan la gestión social y financiera de 2019

La Junta General de Accionistas de Abanca aprobó, en su reunión anual ordinaria, las cuentas anuales correspondientes a 2019 y la gestión de la entidad en el ámbito de la responsabilidad social corporativa durante el pasado ejercicio.
Los accionistas de Abanca refrendan la gestión social y financiera de 2019
Francisco Botas (izq.) y Juan Carlos Escotet (centro) en la junta de accionistas de Abanca.
Francisco Botas (izq.) y Juan Carlos Escotet (centro) en la junta de accionistas de Abanca.

Al encuentro, que se celebró presencialmente aunque se permitió por primera vez la participación telemática, asistió el 83,92% de capital social de la entidad financiera.

Los accionistas respaldaron con su voto las cuentas anuales individuales y consolidadas del ejercicio 2019. Al cierre del ejercicio, Abanca mantenía tasa de morosidad por debajo del 3%, en la media de la banca europea, y se situaba a la cabeza del sector financiero español por cobertura de activos improductivos. De igual manera, el banco mantenía un elevado nivel de capitalización, muy por encima de los requisitos regulatorios, y una sana estructura de financiación.

La junta de accionistas refrendó también la actividad social desarrollada por Abanca durante 2019. El banco ha destinado en los últimos seis años 50 millones de euros a distintos programas de apoyo a la cultura, conocimiento, medio ambiente y educación en valores. En base al compromiso con los Objetivos de Desarrollo Sostenible y a su propio Código Ético y de Conducta, la entidad activó en 2019 su Política de Sostenibilidad, un documento que guiará su actuación para contribuir a construir un nuevo modelo económico sostenible.

Otros acuerdos

La Junta General de Accionistas de Abanca aprobó también dos operaciones para reforzar la capitalización del banco y adecuar la estructura del capital y el volumen de autocartera a los niveles medios del sector, en línea con la política de la entidad de excelencia en gobierno corporativo. Los movimientos acordados, sin impacto en el nivel de solvencia del banco ni tampoco para los accionistas, consisten en la reducción del peso de las acciones propias, incrementando las reservas voluntarias indisponibles, y en el aumento del capital con cargo a prima de emisión.

Comentarios
Los accionistas de Abanca refrendan la gestión social y financiera de 2019