Buscar
18:40h. Lunes, 12 de Noviembre de 2018

Piden al Gobierno central un marco regulatorio para los precios de la energía

Galicia y Asturias harán frente común para defender a los trabajadores de Alcoa

El presidente del Principado de Asturias, Javier Fernández, y el titular de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, acordaron ir de la mano para defender conjuntamente los derechos de los trabajadores de Alcoa, tras el anuncio de la multinacional de sus fábricas de A Coruña y Avilés.

El presidente del Principado, Javier Fernández, junto al de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo.
El presidente del Principado, Javier Fernández, junto al de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo.

Los dos presidentes autonómicos, que se reunieron este viernes a la tarde en Oviedo, también urgirán al Gobierno central a que concrete un marco regulatorio del precio de la energía para 2019 y en adelante.

“La hoja de ruta está clara”, aseveró Feijóo, refiriéndose a un triple compromiso por parte de las dos comunidades: “Primero sellar una alianza para trabajar conjuntamente entre el Principado y la Xunta. Segundo, estar en contacto con los comités de empresa para conocer las novedades y mostrar nuestra solidaridad y comprensión ante una decisión de la empresa que consideramos poco respetuosa con los trabajadores y con los gobiernos. Y, por último, abrir un marco de diálogo con el Gobierno central de manera inmediata”, precisó.

Sobre este último punto, Feijóo avanzó que la próxima semana tendrá lugar una reunión entre los conselleiros de Asturias y Galicia y el secretario de Estado de Energía; “y la siguiente semana, una vez que la ministra de Industria finalice su viaje a China, tendremos una reunión el presidente del Principado, las ministras Reyes Maroto y Teresa Ribera y yo mismo”, subrayó, haciendo hincapié en la necesidad de que en la próxima semana “se clarifiquen las posiciones, se avance en ese marco y se vaya conociendo el desenlace de una crisis que tanto el Principado como la Xunta vinimos evitando en los últimos años”.

Durante la rueda de prensa, ambos mandatarios coincidieron en que sin la complicidad del Gobierno central no será posible solucionar la crisis de Alcoa, “porque el Gobierno del Estado es el único que tiene competencias para concretar los precios de la energía para las industrias”, dijo Feijóo, afirmando que será imposible que esta empresa reconsidere su propuesta si el Gobierno central no establece en semanas un marco regulatorio y si no se establece un calendario para abonar la partida de 150 millones de euros que está en los Presupuestos para las empresas electrointensivas.

“Siempre encontramos una fórmula para que Alcoa pudiera mantener sus factorías abiertas y el empleo estuviera asegurado. Estoy convencido de que si Alcoa dice exactamente cuál es el problema podremos enfocarlo y buscar alternativas”, insistió el presidente del Ejecutivo gallego.

Asimismo, los dos presidentes, pidieron corresponsabilidad a la empresa por una decisión tan drástica y muy difícil de entender ante la falta de explicaciones. “Nos parece que esa no es una forma de trabajar, que no hay ninguna empresa que pueda presentar un ultimátum en semanas para cerrar unas factorías que dan empleo a 800 personas de forma directa, más todos los empleos indirectos”, afirmó Alberto Núñez Feijóo.