Buscar
12:57h. Lunes, 19 de Noviembre de 2018

Ha mantenido contactos con el Ministerio de Industria y con el Ministerio para la Transición Ecológica

Feijóo se reunirá con el presidente de Asturias para defender a los trabajadores de Alcoa

El presidente del Gobierno gallego, Alberto Núñez Feijóo, se reunirá esta semana con el presidente del Principado de Asturias, Javier Fernández, para actuar de forma coordinada en la defensa de los trabajadores de Alcoa en A Coruña y Avilés tras conocerse la intención de la empresa de cerrar estas dos factorías.

Durante una conversación telefónica, Alberto Núñez Feijóo y Javier Fernández concretaron un encuentro en el que evaluarán una hoja de ruta conjunta para afrontar esta situación y solicitarán la implicación del Gobierno central para intentar que la multinacional reconsidere su posición.

En este sentido, Feijóo destacó que, aunque es cierto que el precio de la energía en España perjudica la competitividad de las empresas electrointensivas, a lo largo de los últimos años siempre se encontró una solución. Por ejemplo, los Presupuestos Generales del Estado de 2018 incluyen una partida para este tipo de empresas electrointensivas, entre ellas Alcoa, con el objetivo de que puedan compensar los resultados de la subasta de 2018.

El presidente de la Xunta destacó que tanto el conselleiro de Economía como su homólogo del Principado de Asturias ya se pusieron en contacto con el Ministerio de Industria y con el Ministerio para la Transición Ecológica para conocer las propuestas que se contemplan en este asunto, y que se está pendiente de su respuesta.

El titular del Gobierno gallego insistió en “que es una mala noticia para Galicia y para Asturias y también para España” y recordó que el Gobierno gallego sigue defendiendo una reforma seria del sistema eléctrico para garantizar la competitividad y el futuro de la industria y de los empleos asociados. En este sentido, puso de manifiesto que el actual Gobierno central sigue sin establecer el mecanismo que empleará el año que viene para el sistema de interumpibilidad.

En consecuencia, y ante la decisión comunicada por Alcoa, consideró que se debe evaluar este asunto de forma urgente entre las distintas administraciones para velar de manera prioritaria por los intereses de los trabajadores de estas plantas.