Buscar
15:37h. Viernes, 19 de Octubre de 2018

El astillero se estrena en el negocio de los cruceros

Barreras cierra el acuerdo para construir un crucero de ultralujo para la cadena Ritz-Carlton

El astillero vigués Hijos de J.Barreras construirá el primer "cruise yacht" de ultralujo con el que la cadena hotelera The Ritz-Carlton dará el salto al turismo de cruceros.

El presidente de la Xunta junto a representantes de The Ritz-Carlton Yacht Collection y de Hijos de J. Barreras.
El presidente de la Xunta junto a representantes de The Ritz-Carlton Yacht Collection y de Hijos de J. Barreras.

Este espectacular buque, diseñado entre el armador, Tillberg Design y Barreras, será uno de los más sofisticados y elegantes del mundo. El barco tendrá 190 metros de eslora y manga de 23,8 metros; y  capacidad para 444 personas, de los cuales 298 serían pasajeros repartidos en 149 suites y 246 tripulantes. Además estará dotado con piscinas interiores y exteriores, spa, helipuerto, restaurantes, entre otras cosas; y tendrá las características de diseño propias de los grandes yates, dentro de la gama ultrapremium.

El buque cumplirá con los más altos estándares en cuanto a confort del pasaje y se destinará a travesías exclusivas por el Caribe, el Mediterráneo, Europa y Norte América. Estará operativo en el cuarto trimestre de 2019, con un plazo de ejecución de 30 meses. El contrato recoge la opción de construir un segundo y tercer buque.

Barreras se estrena de esta forma en el negocio de los cruceros con este singular buque. La entrada en este sector, que hasta el momento era coto exclusivo de diversas factorías europeas, abre las puertas a nuevos proyectos que el astillero está actualmente ofertando.

Hito para el sector naval gallego

Al acto de presentación del acuerdo entre J.Barreras y The Ritz-Carlton Yacht Collection ha acudido el presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo,  quien destacó que el crucero de ultralujo que construirá Barreras supondrá uno de los hitos más importantes que va a marcar el sector naval gallego. No en vano, aseveró, será el barco civil más caro construido hasta ahora en un astillero español.

Feijóo añadió que este proyecto supone un desafío, no solo para este astillero, sino para el conjunto de la industria auxiliar: porque este segmento de buques demanda estándares de calidad muy altos; y porque va a poner la prueba la capacidad de respuesta ya demostrada por este sector.

Asimismo subrayó que si las expectativas se cumplen este astillero puede ser el lugar escogido por la cadena Ritz-Carlton para construir dos barcos más; “y, por lo tanto, Barreras se consolidaría como uno de los astilleros más acreditados de la UE”

Además, aseveró que con la construcción de este barco Galicia entra en uno de los segmentos con mayor crecimiento del mercado: el turismo de cruceros, que genera alrededor de 110.000 millones de euros y casi 25 millones de turistas optaron por esta modalidad vacacional el pasado año.