Buscar
23:24h. Martes, 22 de Mayo de 2018

RECLAMAN UNA POLÍTICA DE COHESIÓN FUERTE QUE TENGA EN CUENTA LAS NECESIDADES Y CONDICIONES DE GALICIA

La CEG se suma a la Alianza por la Cohesión

La Confederación de Empresarios de Galicia se ha unido a la Alianza por la Cohesión, #CohesionAlliance, una coalición que defiende la política de cohesión de la Unión Europea como un pilar básico de la misma.

Uno de los principales objetivos de la Alianza es que el presupuesto de la UE después del 2020 haga que la política de cohesión sea más fuerte, eficaz, visible y accesible para todas las regiones de la Unión Europea. En esta iniciativa participan desde gobiernos nacionales, regionales y locales hasta pymes, ONG, centros de enseñanza, universidades, organizaciones culturales, confederaciones de empresarios y otros agentes sociales.

La política de cohesión es una herramienta esencial del proceso de integración europea, que ha aportado importantes recursos a Galicia durante los últimos 30 años, en favor del desarrollo económico social y territorial y de la convergencia con España y con Europa. Dicha política entra ahora en un momento decisivo, teniendo en cuenta las negociaciones de salida del Reino Unido, que supondrá una reducción de recursos pero también una redistribución de los mismos y el arranque del proceso de planificación del próximo Marco Financiero Plurianual que entrará en vigor a partir del 2021.

Este año, la Comisión Europea presentará sus propuestas generales para el marco plurianual y para la futura Política de Cohesión, dando lugar a un espacio para negociar y debatir por parte de los Estados miembros qué presupuesto quieren y cómo lo distribuirán.

Al igual que ocurrió en 2011, en el que una serie de regiones como Galicia, que a priori se verían afectadas por un recorte severo de financiación, consiguieron mantener un presupuesto significativo ahora en ejecución, de cara al próximo período la patronal gallega considera que se debe trabajar conjuntamente "para conseguir una Política de Cohesión fuerte y que en su diseño y definición se tengan en cuenta las condiciones y necesidades de Galicia, entre otras, el impacto socioeconómico de la última crisis; el problema demográfico ya existente y que se agudizará en los próximos años; la necesidad de completar cuanto antes las infraestructuras de transporte que integren plenamente a Galicia en las redes europeas; o las necesidades de inversión e innovación que la nueva industria requerirá para ser competitiva y responder a los desafíos de la robotización, digitalización y de la eficiencia energética".

Contribución al desarrollo de Galicia

La política de Cohesión ha contribuido de forma notable al desarrollo de Galicia desde la incorporación de España a la Unión Europea, siendo éste de los países que más recursos ha recibido. En el período actual, Galicia cuenta con más de 2.700 millones de euros para 2014-2020, de los que el 55% deberán destinarse a I+D+i, sociedad de la información, pymes y economía baja en carbono, siendo por lo tanto una fuente de financiación clave.

De cara al nuevo marco que se definirá durante los próximos meses, la CEG considera fundamental la consecución dos objetivos. Por una parte, garantizar que la nueva Política de Cohesión salga reforzada a partir de 2021 y que por lo tanto siga siendo junto con la PAC la principal política en dotación financiera (para 2014-2020 representaba el 34% de total de los créditos de compromiso). Por otra, garantizar que Galicia consiga un nivel de recursos adecuado a sus necesidades y circunstancias, y en todo caso que el nuevo período no suponga una ruptura radical con la línea de financiación de los últimos años.

Además, es necesario tener en cuenta las necesidades de las empresas como futuras beneficiarias o gestoras/ejecutoras de los fondos, desde la definición inicial de las reglas, en la planificación de los programas y en el diseño de los instrumentos, para conseguir una absorción de los futuros fondos eficaz, útil y con la menor carga administrativa posible.

Para ello, es necesario valorar la experiencia del período en curso y contar desde el inicio del proceso de planificación del nuevo con la participación activa de los interlocutores económicos y sociales, proceso para el que la Confederación de Empresarios de Galicia manifiesta su plena disposición de colaboración.